Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 113 83 18 | mostolespsicologo@gmail.com

La aerofobia, ese miedo a volar que muchos sufren

La aerofobia, ese miedo a volar que muchos sufren

Se calcula que la cuarta parte de la población sufre miedo a volar. Este porcentaje aumenta después de los accidentes aéreos, como en los últimos meses a raíz de las catástrofes aéreas ocurridas en Asia o el triste caso del accidente aéreo de la compañía German Wings. Es tal el pánico que algunas personas pueden tener a volar que el ex jugador de fútbol holandés Dennis Bergkamp exigió al Arsenal una cláusula en su contrato que le permitía no desplazarse en avión junto con sus compañeros para jugar los partidos, llegando a viajar en coche a lugares tan dispares como Rusia o Túnez.

La aerofobia puede ser combatida mediante diferentes tratamientos, incluidos entre ellos algunos complejos programas basados en la realidad virtual que recrean las acciones que se llevan a cabo antes, durante y después de tomar un avión. Este tipo de tratamientos suelen tener un éxito del 90% en sólo unas pocas sesiones.

También se encuentran disponibles tratamientos a base de terapia de exposición, cognitiva, fármacos, técnicas de autocontrol y relajación, e incluso conocimientos de la seguridad y el funcionamiento de los aviones.

Entre las fobias a volar podemos encontrar diferentes tipos. Las hay que provocan que la persona que la sufre tema ser víctima de un ataque de pánico, los que creen que el avión podrá estrellarse, los que tienen pánico a no poder escapar, el miedo a las turbulencias y sonidos propios del avión, y también la común claustrofobia.

Si queremos evitar sufrir aerofobia, debemos hacer que nuestro pensamientos sean positivos y realistas, y evitar a toda costa los pensamientos catastróficos.

  • No ponernos en asientos de ventanilla será de mucha ayuda para que no aumente la ansiedad, y así podamos controlar una situación que de por sí suele ser incontrolable.
  • Las respiraciones lentas y profundas, a ser posible acompañadas de música relajante, también ayudarán a evitar la aerofobia. Sobre todo, durante el despegue y el aterrizaje.
  • Si ha ocurrido un accidente aéreo, se debe evitar ver imágenes de la catástrofe en la televisión, así como “alejarse” de cualquier noticia sobre la catástrofe que aparezca en los medios como la radio, la prensa o Internet, para no asociar nuestro vuelo con el peligro.
  • Además, si se tiene miedo a volar y se debe tomar un avión, en la medida de lo posible debemos realizar el viaje acompañados, o de no ser así intentar hablar relajadamente con quien se siente a nuestro lado.

Está comprobado que el avión es el medio de transporte más seguro, cosa que se puede confirmar viendo las estadísticas de accidentes en los diferentes medios de transporte. Las probabilidades de morir en accidente de avión son de una entre un millón.

Leave a comment

Your email address will not be published.