Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 113 83 18 | mostolespsicologo@gmail.com

¿Por qué preferimos el libro y no la película?

¿Por qué preferimos el libro y no la película?

libros vs película

Si eres asiduo a la lectura, de seguro te habrás encontrado ante la disyuntiva de que lees un libro y luego ves la película, y terminas encantado por el libro pero la película no era lo que esperabas. No importa el género. El libro siempre será mejor.

Muchos dicen que el libro gusta más porque es la primera relación que tenemos con la trama e historia, esto tiene un nombre científico, se denomina Efecto de la primacía.

Un estudio realizado en Harvard indicó que normalmente el ser humano prefiere los primeros productos que le muestran, sin importar si se trata de una lata de tomates o de un yate. El cerebro se queda enganchado de esa primera visión, y hace que tenga poder sobre los demás objetos que vengan después de él.

Pero eso no solo tiene que ver con el orden de las cosas, en el caso de los libros, existe una teoría que explica que los libros tienen la capacidad de generar más emociones, sentimientos y hasta compromisos sobre quien los lee, que sobrepasa lo que podría provocarnos una película.

Si analizamos la situación, seria de esta forma, pasamos más tiempo leyendo un libro, contemplamos a los personajes, vivimos las situaciones y esto nos lleva a sentirnos identificados con los protagonistas y vivir con mayor intensidad la trama.

Por ende, el libro se prefiere por su facultad de generar un mayor impacto emocional y sentimental sobre uno que la película. Por eso lo escogemos primero.

Otras cosas que influyen en preferir un libro antes que la película:

También cabe recordar que en las películas tienden a quitar o recortar escenas, y de esta manera se pierden muchos detalles del libro, en ocasiones hasta los mismos personajes pierden su fuerza y esencia.

Hemos leído libros donde el personaje tiene escenas con monólogos, pensamientos internos que narran muy bien el hilo de la trama, pero en la película no están, y hace que veamos a los personajes vacios, en comparación como les veíamos en el libro.

Otra efecto que se atribuye a esta disyuntiva es el efecto del propietario, cuando estamos leyendo es normal que nuestra imaginación y creatividad se recree la historia a su manera, imaginamos los personas con ciertas características, le ponemos un rostro e imaginamos las escenas de distintas formas, pero siempre a la nuestra, a verlo en la película desvirtúa todo lo que teníamos imaginado sobre el libro, decepcionándonos un poco. Puede que la película sea la misma, pero cada quien lee el libro a su manera y las historias terminan interpretándose de distintas maneras. Nuestro cerebro es reacio a los cambios por lo que nunca nos adaptaremos a la versión de la película, siempre vamos a preferir el libro.

Leave a comment

Your email address will not be published.