Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 113 83 18 | mostolespsicologo@gmail.com

Cómo identificar el trastorno por evitación

Cómo identificar el trastorno por evitación

Cuando una persona padece trastorno por evitación, desarrolla unos sentimientos de inadecuación y una hipersensibilidad a ser evaluados negativamente, que les lleva a evitar el contacto con otras personas por miedo al rechazo. Aunque tiene ciertas semejanzas con la fobia social, la diferencia está en que mientras en la fobia social se evitan ciertas situaciones sociales pero no las relaciones personales estrechas, en el trastorno por evitación se tiende a evitar cualquier interacción social, sea del tipo que sea, y aunque existe el deseo de acercarse a los demás el miedo al rechazo es más fuerte.

El trastorno por evitación se puede identificar en base a una serie de características:

  • Quienes lo sufren tratan de evitar los trabajos, actividades y situaciones en las que es necesario un contacto personal, ya que temen el rechazo y la crítica, llegando incluso a rechazar propuestas laborales.
  • Estos sujetos suelen tener una vida muy rutinaria que generalmente se limita a quedarse en casa. No suelen llevar a cabo ninguna actividad de tipo social que requiera el contracto con otros. Prefieren lo conocido, que les aporta comodidad y tranquilidad, sin tener que enfrentarse a situaciones desconocidas.
  • Por regla general sus relaciones se limitan al entorno familiar y a algún amigo fuera de éste. El miedo a ser rechazados les impide hacer amigos y conocer gente nueva, y establecen relaciones únicamente cuando tienen la seguridad de no ser rechazados o criticados.
  • Sienten un gran malestar emocional ante cualquier desaprobación o crítica, que les lleva a sentirse heridos. Incluso ante una simple broma pueden ofenderse. Este miedo hace que prefieran estar solos, con el objetivo de no ser criticados.
  • Sus relaciones de pareja suelen ser muy limitadas, ya que sólo pueden estar con otra persona si están seguros de que el sentimiento es mutuo y los aceptan de manera acrítica.
  • Al sentir que son inferiores a otras personas, aburridos, poco interesantes y socialmente inadecuados, su autoestima es muy baja. Tienen miedo a ser consultados sobre alguna cuestión y no saber qué decir, o decir algo que provoque las burlas de los otros. Ante determinadas situaciones, tienden a considerarse ignorantes.
  • No asumen riesgos, como el involucrarse en cosas nuevas. Y en cuanto a las situaciones cotidianas, tienden a exagerarlas, de manera que se aíslan cada vez más y su estilo de vida se vuelve más restrictivo.

Leave a comment

Your email address will not be published.