Primera sesión GRATIS. Resto 35 €. Estudiantes 30 €. 91 113 83 18 | mostolespsicologo@gmail.com

Cómo se puede superar una separación

Cómo se puede superar una separación

Uno de los mayores problemas de las separaciones son los vínculos que se crean. ¿Qué podemos hacer, entonces, para poder sobrellevarlo mejor?

El mecanismo de unión hacia las personas y las cosas que tenemos los humanos es mediante vínculos. Y de todos ellos, los más difíciles de llevar son los afectivos. Aunque un vínculo se mantenga a lo largo de toda la vida no se mantiene siempre fijo, sino que el tiempo y las circunstancias, así como la manera en que evolucionamos, los modifican. Por ejemplo, una relación “de toda la vida” con un compañero del colegio, si se mantiene en la edad adulta haya variado mientras se pasa por la adolescencia y la madurez. Y si analizamos la relación a lo largo de su historia, nos daremos cuenta de que ese vínculo ha sufrido variaciones según las circunstancias vividas.

Cuando llega una separación, el primer paso es el duelo. Este suele venir acompañado de sufrimiento, dolor y un estado de confusión que nos lleva a no entender qué es lo que ha ocurrido para que la separación suceda. Aparecen el vacío, la tristeza, la culpabilidad, la frustración y la baja autoestima. Esto genera un caos de sentimientos que sólo nos causa negatividad.

Pero según pasan los días todo se normaliza y nos vamos acostumbrando a la situación. Los sentimientos mencionados anteriormente se difuminan a la vez que adquirimos recursos personales que nos ayudan a entender la situación, asimilar y comprender lo ocurrido, y empezar una nueva etapa. Aun así no debemos descuidarnos, porque la herida causada por la pérdida puede reabrirse cuando menos lo esperemos.

En muchas ocasiones la separación se ve venir con anterioridad. Cuando eso ocurre, es un buen momento para hablarlo con la familia o los amigos. Compartir el dolor es una de las mejores terapias. De igual manera es bueno compartirlo si la ruptura ya ha ocurrido, ya que ayuda a hacer el duelo más llevadero.

Lo peor que se puede hacer es guardárselo dentro y no dejar salir los sentimientos, porque podría “enquistarse” dentro y el dolor puede hacerse duradero y difícil de soportar.

Leave a comment

Your email address will not be published.